Sábado, 18 de noviembre de 2017
francoyfraga

La extrema derecha en el poder del Estado

Durante la XI Legislatura, es decir, el primer período en el que Mariano Rajoy ha sido Presidente del Gobierno, hemos sido testigos de la actitud llevada a cabo por el ex-Ministro del Interior Jorge Fernández Díaz, por el ex-Ministro de Justicia y, anteriormente, Alcalde de Madrid Alberto Ruíz-Gallardón o la Ministra de Empleo y Seguridad Social Fátima Báñez, así como líderes territoriales del Partido Popular(PP) como Esperanza Aguirre o María Dolores de Cospedal, actual Ministra de Defensa: una actitud sustentada sobre la criminalización de los movimientos políticos y sociales que protestan contra las medidas adoptadas por el Gobierno del PP, las cuáles benefician a las clases empresariales y financieras, la represión contra las manifestaciones convocadas por dichas organizaciones mediante cargas y detenciones masivas empleando a la Policía como arma política a través de las Delegaciones del Gobierno para silenciarlas, impoer medidas sin debate previo amparándose en su mayoría absoluta y utilizar al Poder Judicial para garantizar la impunidad de los implicados en casos de corrupción, mientras que Rafael Hernando, portavoz del PP en el Congreso, decía en una sesión que había gente que buscaba a sus padres “cuando había subvenciones”, refiriéndose a los familiares de represaliados por el franquismo. También está el caso de Manuel González Capón, Alcalde de Baralla, quién alegó que los condenados a muerte durante la dictadura franquista “se lo merecían”, además de que afirmó que nadie del PP le había llamado la atención por tener un retrato de Franco

Yendo en otro sentido y, enlazando con lo dicho ya en el anterior artículo, en 1977 se desmanteló la Brigada de Investigación Social(popularmente conocida como la “Brigada Político Social”, la Policía política franquista) y se creó la Brigada Central de Información, cuya tarea fue combatir a ETA y al GRAPO y estando al frente de la misma el Comisario Roberto Conesa Escudero, conocido entre los presos políticos del franquismo por sus brutales torturas: sin embargo, éste no fue el único caso, sino que también Antonio González Pacheco “Billy el Niño”, otro de los torturadores más sanguinarios de la Brigada Político Social, fue reintegrado junto con el Comisario Conesa en la Brigada Central de Información y en la Policía judicial, Jesús Muñecas Aguilar siguió ejerciendo en la Guardia Civil y, por último, Adolfo Suárez González, Ministro Secretario General del Movimiento, Manuel Fraga Iribarne, ministro de Gobernación, Rodolfo Martín Villa, ministro de Relaciones Sindicales, y Alfonso Osorio, ministro de Presidencia durante el tercer Gobierno de Carlos Arias Navarro(13 de Diciembre de 1975-1 de Julio de 1976) e implicados en los Sucesos de Vitoria ejerciendo dichos cargos, hay que decir que Adolfo Suárez ostentó la Presidencia del Gobierno desde el 4 de Julio de 1976 hasta el 25 de Febrero de 1981, Manuel Fraga se retiró como Ministro en el primer Gobierno de Adolfo Suárez pero fue fundador de Alianza Popular(gérmen del futuro hasta y Presidente de la Junta de Galicia desde el 5 de Febrero de 1990 hasta el 2 de Agosto de 2005, Rodolfo Martín Villa fue Ministro del Interior desde el 5 de Julio de 1976 hasta el 5 de Abril de 1979 estando implicado en el “Caso Scala” y, por último Alfonso Ossorio ejerció como Minstro de la Presidencia hasta el 4 de Julio de 1977. Pero no solo es eso, sino que el propio Carlos Arias Navarro, responsable de la muerte de 4.000 presos políticos mientras fue Fiscal en los “Consejos de Guerra” tras la toma de Málaga en 1937, fue miembro de la candidatura por Alianza Popular en las elecciones del 15 de Junio de 1977, el propio Fraga intentó desinformar acerca del asesinato, por la Brigada Político Social, del estudiante Enrique Ruano en 1969 y, por último, ni decir tiene que el Servicio Central de Documentación(SECED), los servicios secretos del Estado, gracias a las confesiones del General José Antonio Saénz de Santa María, también responsable de la represión contra los “maquis” como Comandante, estuvo implicado en el terrorismo tardofranquista entre 1975 y 1981, apoyando a grupos como el Batallón Vasco Español, la Triple A, Comandos Antimarxistas, etc, gérmen de lo que serían los Grupos Antiterroristas de Liberación(GAL) durante el primer y segundo Gobierno de Felipe González, el cuál ahora está en el Consejo de Administración de Gas Natural y cobrando millones de euros a costa del sueldo de los españoles

Ahora, la extrema derecha se está organizando en el Partido Popular(PP), partido que, a su vez, es heredero de Alianza Popular, fundado por varios líderes franquistas: dentro del PP ya existe un setor de corte neofranquista cuyos miembros notables son María Dolores de Cospedal, Esperanza Aguirre, Ignacio González Alberto Ruíz Gallardón, o Fátima Báñez. Su proyecto político se basa en un Estado neoliberal en el que las empresas privadas sean las propietarias de los servicios públicos y dando “carta blanca” a los bancos, enriqueciéndose mediante operaciones especulativas, mientras que el Estado les concede la autorización para decidir el destino de los miles de sus empleados: por otro lado, mantienen a la Policía y a los medios de comunicación como simples “armas políticas”, manipulando la información sobre las manifestaciones producidas por los despidos masivos, los deshaucios, las tropelías causadas en las hipotecas o las preferentes y dando órdenes a los Mandos policiales para que, al menor movimiento, se cargue contra ellos…

Desgraciadamente, un nuevo franquismo está resucitando en España, como el título de una obra de Rafael Alberti: “un fantasma recorre Europa”

Colabora con La Dialéctika

Acerca de Ismael Sánchez

mm
Militante comunista

También puedes ver

manifestación feminista

El feminismo, la explotación de la mujer y la igualdad de derechos

Yo creo que el feminismo es un pilar fundamental dentro de una sociedad democrática y …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *